Caja Rural de Asturias es una de las principales entidades accionistas propietarias del Grupo Caja Rural, uno de los principales grupos bancarios del país y que posee una gran solidez financiera.