Caja Rural de Asturias

Logo Banca Internet

 Español
Buscador

Renovamos con Asvecar19/09/2018

 

CAJA RURAL DE ASTURIAS AMPLÍA SU COLABORACIÓN FINANCIERA CON LA AGRUPACIÓN DE VENDEDORES DE CARBURANTES Y COMBUSTIBLES

 

El convenio facilita la financiación de las empresas que integran ASVECAR

La agrupación está preparada para adaptarse a la directiva europea de etiquetado distintivo de combustibles que entrará en vigor el próximo 12 de octubre

 

Oviedo, 19 septiembre 2018.- El presidente de la Agrupación Asturiana de Vendedores al por menor de Carburantes y Combustibles (ASVECAR), Fernando Villa y la responsable de autónomos y profesionales de Caja Rural de Asturias, Liliana Valdés, han renovado un convenio de colaboración mediante el cual se pondrá a disposición de los socios que integran este colectivo una amplia gama de productos y servicios financieros diseñados exclusivamente para facilitar su operativa diaria y el acceso a la financiación. El objetivo es apoyar a este sector del tejido empresarial asturiano en el desempeño de su actividad profesional y fomentar el desarrollo de sus proyectos y su crecimiento.

Mediante este acuerdo, los empresarios de ASVECAR podrán obtener, entre otras ventajas, préstamos y cuentas de crédito para realizar sus inversiones a tipos de interés preferentes. Entre la oferta de productos y servicios financieros que Caja Rural de Asturias pone a disposición de los socios destacan, la Cuenta Empresa, sin comisiones de administración y mantenimiento; financiación y avales para el pago a las petroleras; préstamos para inversiones productivas; intermediación en los préstamos ICO; Asturgar, etc; junto con los productos de ahorro-inversión con máxima rentabilidad fiscal.

ASVECAR es una agrupación fundada en el 2008 que representa los intereses de los vendedores al por menor de carburantes y combustibles en Asturias. La asociación agrupa a día de hoy un total de más de 60 instalaciones dentro del Principado.

ETIQUETADO DE COMBUSTIBLES

Entrará en vigor a partir del 12 de octubre de 2018

La Unión Europea ha aprobado una nueva normativa (Directiva 2014/94/UE) para el etiquetado distintivo de los combustibles, con el objeto de hacerlos más identificables a los consumidores. Este nuevo código europeo será obligatorio en gasolineras y vehículos nuevos a partir del 12 de octubre 2018. Desde dicha fecha, todos los vehículos nuevos deberán incluir este etiquetado de combustible, así como los puntos de suministro.

El nuevo etiquetado de combustible se divide en tres tipos generales: gasolina, gasóleo, y combustibles gaseosos, que se distinguirán mediante la forma diferente de las etiquetas: circular para la gasolina, cuadrado para el diésel y en forma de rombo para los combustibles gaseosos.